Decode - Multiuse Business Mega Pack

Consejos para escoger el sofá

Consejos para escoger el sofá

Ya sea por emanciparse o por renovar la decoración, llega un momento en el toca decidir los muebles y el estilo que queremos para nuestro hogar. En Biosofás consideramos que el sofá es una de las piezas fundamentales del salón, no sólo por su volumen sino porque también sirve como rincón de lectura, cama improvisada para las siestas, sala de cine, testigo de momentos compartidos con la familia y amigos, y es uno de los muebles que más utilizamos. Por ello, su elección no hay que tomarlo a la ligera.

Sin prisa pero sin pausa, la decisión de comprar un sofá es algo que debe meditarse. Ten en cuenta que es un producto que estará durante muchos años contigo, así que toma nota de los consejos que te ofrece Biosofás para no arrepentirte de la compra más importante del salón de tu casa.

A la hora de comprar un sofá lo primero que debes hacer es medir bien el salón, la distribución del mismo y cuántas personas lo utilizarán a diario. Lo ideal es que todos quepáis en el sofá cómodamente, además de que cuente con una estructura y material resistente. Evidentemente, como cualquier producto el sofá tiene que entrarnos por los ojos, pero hay diversos factores como el tamaño, la ergonomía, los materiales, extras o el color, que se deben pensar antes de decidir cuál es sofá perfecto para nosotros. 

El tamaño

Las dimensiones de tu sofá dependerá del espacio que se disponga. Es importante que se pueda andar con comodidad y sin obstáculos alrededor, por lo que se debe tomar bien las medidas de dónde queremos que vaya colocado y de qué espacio disponemos. Aconsejamos hacer incluso un pequeño plano en papel para ver cómo puede quedar. 

En salones pequeños, el sofá en forma de L o rinconero es una de las mejores opciones para aprovechar el máximo espacio de la estancia. Además tendrás suficientes asientos para que todos los miembros de tu familia se puedan sentar. Pero si lo que tienes es un salón grande, además de las mencionadas, tienes muchas más opciones, como los sofás en forma de ‘U’ o el ya clásico sofá con chaise longue. 

La ergonomía

El sofá es el elemento del salón donde más horas se pasa sentado. Ya sea leyendo, viendo una serie o de tertulia con tus amigos, hay que tener en cuenta ciertos aspectos ergonómicos que nos asegurarán que nuestra espalda no se resiente con el tiempo. Para que un sofá sea cómodo, lo ideal es tener plazas de entre 65 y 75 centímetros, mientras que las medidas del respaldo deben situarse entre los 80 y 90 centímetros. Un truco para no tener que medir es sentarse en el sofá, si la espalda toca el respaldo, los pies están en el suelo sin dificultad y no sentimos incomodidad en las rodillas, esa es la medida idónea para nosotros.

Hay que tener en cuenta que las caderas no deben quedar más hundidas que las rodillas y el brazo debe de apoyarse cómodamente en el reposabrazos, que tendrá que estar a la altura del codo, nunca más abajo. 

Materiales

Uno de los trucos para saber si un sofá es tiene un estructura resistente es levantar cada módulo del suelo unos 15 centímetros por una pata. Si la otra pata se separa de suelo de manera uniforme y el sofá no se inclina, es que su estructura es resistente. Lo habitual es que la estructura de un sofá sea o bien de madera o bien de metal, ambos materiales muy resistentes. En Biosofás sólo trabajamos productos que obtienen una estructura de madera maciza de pino gallego o un esqueleto metálico. 

Otro elemento que se debe tener en cuenta son los materiales de tapizado. Con un amplio abanico de tejidos en Biosofás apostamos por la microfibra, un elemento sintético, resistente y ecológico que admite propiedades como la protección de teflón para hacer el tejido antimanchas o el sistema Aqua Clean de limpieza. Además ofrecemos la posibilidad de traer tu propia tela para que combine a la perfección con el resto de tu salón.

Hay muchos tipos de tejido. Uno de los más utilizados es el algodón debido a su elasticidad y resistencia. Además no se deforma con facilidad, es fresca y aporta un aspecto muy natural a tu salón. Otra opción es la ‘chenilla’, cuya mezcla de tejidos ofrece gran resistencia, un acabado aterciopelado muy agradable, y se arruga muy poco. Incluso puedes tapizar tu sofá con piel natural, un material perfecto para cualquier tipo de ambiente y que resiste muy bien el paso del tiempo. 

Por último, dentro de los materiales a tener en cuenta, hay que hablar del sistema de suspensión. Con distintas opciones disponibles dentro de la industria del descanso como las cinchas, los muelles o la maya metálica, en Biosofás contamos con todas ellas para la fabricación de nuestros productos. Aconsejamos escoger un sistema resistente como la suspensión de muelles o la maya metálica para los modelos con extracción total, ya que nuestra empresa los garantiza por 10 años.  

El color

Lo más habitual es decantarse por uno de los tres colores básicos en decoración: blanco, gris o beige. Con uno de estos tres colores seguro que no te equivocas, pero tampoco arriesgarás. Si quieres dar un toque original y diferente a tu salón, elige colores más atrevidos como un azul turquesa, un verde manzana, un rojo pasión o un atrevido ultra violet.  

Una de las opciones favoritas de interioristas y decoradores es un sofá blanco, que te ayudará a aumentar la luminosidad de tu salón. Y si, además, le da la luz directa del sol, el efecto será aún mayor. Además, con un tono claro se verá reducido el peso visual del sofá en el salón y parecerá que ocupa menos espacio. 

Con un sofá blanco redecorar será facilísimo, ya que funciona como base neutra capaz de adaptarse a cualquier estilo decorativo. Cambiando los accesorios decorativos y los textiles, tu salón parecerá completamente diferente.   

Los Extras

En Biosofás contamos con multitud de accesorios para completar el sofá. Los más habituales son el arcón, aumenta la capacidad de almacenaje, la pata alta, cambia la altura y el estilo del sofá, o los motores para los modelos con acabado relax. Otros menos habituales son altavoces, display con conector a Smartphone o reposa vasos refrigerado.

Una vez tengamos claro todos los elementos a tener en cuenta en nuestro sofá, será el momento adecuado para acudir a cualquier exposición de Biosofás y dejarte asesorar por nuestros especialistas de la industria del descanso.